Archivo de la etiqueta: banca

Cuando 1+1 se convierten en 1

Aprovechando la coyuntura la no fusión de las cajas de ahorros gallegas voy a darles mi opinión sobre las fusiones de las cajas de ahorros. Lo cierto es que no entiendo muy bien el objeto que tienen estas fusiones, pues me parece mucho suponer que una caja que no tenga problemas, pueda tapar el agujero resolver los problemas de liquidez de otra caja en apuros. Es más, dado que el objeto de las cajas es el de hacer obra social, no tienen -pienso yo- reservas voluntarias y mucho menos como para meterse en una aventura de tal envergadura.

Por todo esto, soy de la opinión de que el único objeto de estas fusiones es el de ocultar al ciudadano los desmanes cometido en el pasado. Además me niego a entender por que un ciudadano que tenía su dinero en El Forum Filatélico lo pierde todo, mientras que otro que lo tiene en una caja de ahorros esta protegido por el Gobierno. Quizás mi opinión les resultará evidente y quizás no. No obstante, ya verán como cuando terminen de leer esta entrada -por favor- seguramente coincidan conmigo.

Voy a poner como ejemplo La Comunidad Valenciana -Valencia más concretamente- y como cajas a fusionar voy a citar a Bancaja y a Cam, por que está es la fusión que más se baraja en Valencia. Estas dos entidades comparten el mismo territorio, y deberían tener tanto el 90% de sus recursos (tanto humanos como materiales), como el 90 % de su volumen de negocio ubicados en La Comunidad Valenciana. ¿Que pasaría si se fusionaran Bancaja y la Cam?

Para empezar como ambas están ubicadas en la misma región, es de suponer que habrá muchas empresas que tengan sus cuentas corrientes y sus pólizas de crédito en ambas entidades. Si estas Cajas se fundieran en una la entidad resultante tendría que unificar también las cuentas de los clientes que antes hubieran estado operando con Bancaja y Cam simultáneamente. lógicamente, fusionaría las dos cuentas en una sola y no tendría sentido duplicar el riesgo para estos clientes. Y el primer paso sería cancelar las pólizas de crédito duplicadas, pues no va a tener dos pólizas para un mismo cliente. Por lo que estas empresas que ahora tuvieran dos pólizas verían drásticamente reducida su financiación de lo que se deduce casi con toda seguridad, que se verían en un gran apuro, pues su financiación se vería reducida a la mitad. ¡1+1=1!

Con los clientes particulares que trabajasen en las dos entidades pasaría algo parecido en el sentido de que verían sus dos cuentas corrientes unidas en una sola. ¡1+1=1!

Los clientes potenciales, si bien es cierto que no se verían afectados directamente, está claro que verían reducida su oferta bancaria. ¡1+1=1!

Con la oficinas, pasaría algo parecido ambas entidades las tienen ubicadas sus oficinas, en las mismas calles, en muchísimos casos una enfrente de la otra, lo que implicaría tener que cerrar un gran número de oficinas, exagerando un poco podemos hablar de entre un 40 y un 50% de oficinas. ¿Cuales serían la implicaciones de cerrar oficinas? Pues parece muy claro que tendrían que hacer por lo pronto, una regulación de empleo, es decir, despidos y prejubilaciones. Por no hablar de oficinas vacías que habría que poner a la venta. ¡1+1=1!

¿Entonces si estoy en lo cierto cuál sería la solución? Pues lo lógico en mi opinión sería buscar aliados en territorios no consolidados donde no tengan un gran volumen de  negocio, con lo que ganarían nuevos clientes. Pongamos por ejemplo que Bancaja se fusiona con Caja Madrid. Bancaja tendría que cerrar las oficinas que tiene en La Comunidad de Madrid, probablemente no lleguen al 1% y Caja Madrid, en consecuencia, cerraría las oficinas que tiene en La Comunidad de Valencia, lo que tampoco supondría un gran trastorno. A cambio, abría nacido una Gran Entidad con un ámbito de acción muchísimo mayor y una mayor diversidad de clientes y riesgos.

Entonces si estoy en lo cierto y creo que si, ¿Cuál es el problema para buscar aliados fuera de su ámbito? ¿Por qué siempre se habla de fusiones entra cajas ubicadas en la misma Comunidad Autónoma? Pues en mi opinión, el problema no es otro que el control político de La Gran Entidad. ¿Quién la mangonearía dirigiría políticamente Camps o Aguirre? Si esto parece complicado con dos políticos de mismo partido imaginen una fusión de Bancaja con CCM.

Resumiendo, el problema de fondo, son los mismos políticos y cargos políticos que en muchos casos son los responsables últimos de la falta de liquidez de las cajas los que quieren seguir manteniendo el control sobre las mismas.  ¡El mal endémico de nuestro país es la política!

El colmo de la desvergüenza

El colmo de la desvergüenza es el estudio de Miguel Ángel Fernández Ordóñez sobre la protección del suelo de las hipotecas de los bancos. Es lo que me faltaba por oír, resulta que los bancos -por lo visto- no ganan bastante con el diferencial que cobran sobre el euribor y hay que ayudarles un poquito más. ¿Que pasará cuando los intereses suban pondrán un techo en los intereses? Pues seguramente no.

En lo que respecta a la clase media, ahora que tenemos un periodo de intereses bajos -que durará lo que dure por que en 40 años los intereses dan muchas vueltas- hay que aplicarnos un correctivo no sea que lleguemos al final de mes con dinero en bolsillo. Y cuando lleguen mal dadas y suban los intereses, ya nos apañaremos para pagar la hipoteca. Resulta que cuando todos esos altos ejecutivos bancarios que ganan un auténtico sueldazo se equivocan hay que ayudarles. Pues de lo contrario, los bancos dejarían de ganar esas infames fortunas. Luego se desviven haciendo anuncios en los que aparecen poco menos como hemanitas de la caridad mostrándonos lo buenos que son y la cantidad de “Obra Social” que hacen. ¿No sería más social dejarnos respirar un poco y dejar de abusar tanto?

Por lo visto lo que realmente están haciendo es comprar Deuda Pública, para ayudar al Gobierno, la gran máquina de dilapidar dinero del país. Los bancos ayudan al Gobierno, El Gobierno ayuda a los bancos y los ciudadanos “ajo y agua”.

Al final va a ser que sí, Zapatero tiene razón, estamos en la Champion’s League, pero la de las “prácticas abusivas” bancarias. En eso si somos unos auténticos campeones. Y yo iluso de mi, que creía que el buen hacer socialista consistía era ayudar al débil frente al fuerte… ¡Cuan equivocado estaba!